','');}?>
Cómo podría afectar la soledad a las personas mayores

Cómo podría afectar la soledad a las personas mayores

La soledad en la vejez es uno de los problemas más comunes que podemos encontrar actualmente. Esta enfermedad llega a afectar a muchos ancianos a partir de los 80 años. Con el tiempo la perdida de refuerzos sociales y familiares pueden acabar en un aislamiento de la persona mayor.

Una falta de contacto con otras personas puede desencadenar en una depresión o en un deterioro cognitivo. Siendo la causa de muertes prematuras en ancianos. Ser consciente de cómo puede afectar la soledad a tu familiar te ayudará a prevenir este tipo de enfermedades.

Efectos de la soledad en la vejez

La soledad en personas mayores no solo les afectará mentalmente, sino que pueden desarrollar diferentes patologías. Según estudios, las personas que se sienten solas, segregan una hormona llamada cortisol (la hormona del estrés). Esta hormona eleva la presión arterial. Puede causar insomnio y aumentar los síntomas de la depresión.

Debido a los problemas que provoca la soledad, no solo mentales y emocionales sino también de salud, hace a los ancianos ser más vulnerables a la aparición de ciertas patologías. Lo que hará que la calidad de vida de esa persona baje por el riesgo de contraer diferentes enfermedades.

Si hablamos de cómo influye emocionalmente la soledad en el anciano, no es menos preocupante que las enfermedades. La soledad contribuye a que la persona mayor pierda las ganas de relacionarse, interactuar con su entorno e incluso de entretenerse. La tristeza hará que la persona se aísle cada vez más de la sociedad.

Algunas de las enfermedades que pueden darse en la vejez a causa de la soledad son:

  • Hipertensión
  • Diabetes
  • Enfermedades cardiovasculares
  • Pérdida de la audición
  • Demencia
  • Depresión

Con esto puedes convencerte del gran factor de riesgo que presenta la soledad en un anciano. La importancia de tomar acción y buscar medidas para combatirla.

Como Gestionar la Soledad en ancianos

Cuando se trata de personas mayores, combatir la soledad no es solo trabajo del que la padece, deben intervenir en estos casos familiares o su entorno social. Es por eso que deberíamos conocer la situación de estas personas y ayudarlas, evitando que los síntomas empeoren. La compañía es lo más importante en estos casos. Si las personas de la tercera edad se sientan queridas, apoyadas y útiles su calidad de vida mejorará considerablemente.

Puedes realizar algunas acciones para prevenir la soledad en los mayores:

  • Cuidar su aspecto físico: esto esta directamente relacionado con su autoestima. Ayudará al anciano a sentirse mejor con sigo mismo. Las personas mayores deben comer bien y tener un aspecto cuidado.
  • Pasa tiempo con ellos: realizar visitas a nuestros mayores y mantener conversaciones con ellos les alegrará el día.
  • Llévalos a colectivos o grupos: en la actualidad se organizan todo tipo de actividades para mayores y personas de la tercera edad.
  • Llámalos a alguna hora del día: Podemos pedirles que nos cuenten qué han hecho o cómo les ha ido el día, se sentirán mejor al hablar contigo.

Puede que en tu caso no dispongas de tiempo material en el día para realizar estas acciones. Porque tengas que cuidar de tus hijos pequeños, tengas horarios en el trabajo complicados, tu trabajo te ocupe casi todas las horas del día o no vivas cerca de sus casas. Si estos son cualquiera de tus problemas puedes confiar en nosotros.

En Ayuda a Domicilio en Burgos contamos con trabajadores con experiencia en el trabajo con personas de edad avanzada. Te enviaremos un cuidador a domicilio, capacitado para atender y acompañar a los adultos con movilidad reducida, para garantizar su bienestar. Ofrecemos un servicio de acompañamiento las 24 horas del día, para todos los días del año con una máxima profesionalidad.

 

 

 

 

 

¿Cómo controlar la medicación en personas mayores?

¿Cómo controlar la medicación en personas mayores?

Desde Ayuda a domicilio en Burgos, sabemos la importancia de un buen control, administración y seguimiento de la medicación. Esta acción es fundamental en el cuidado de mayores. A la hora de escoger a un cuidador, hay que tener en cuenta sus conocimientos, pero también saber las demandas de la familia que los solicita.

Cuando decidimos cuidar a un familiar de edad avanzada, una de las tareas más complicadas es el control de la medicación. Esto es debido a que no siempre es posible estar en contacto con ellos. A raíz de esto, se nos puede olvidar una toma o incluso sufrir un descuido y tomar doblemente la medicación. Este control de la medicación por parte de los familiares puede no ser efectivo si se equivocan.

¿Cómo controlar la medicación en personas mayores?

Podemos llevar a cabo distintas tareas o acciones que podemos realizar para controlar la medicación de las personas mayores. El primer consejo y el más importante, siempre que tengamos alguna duda tenemos que pedir ayudar al personal cualificado. Una vez que tengamos claro la medicación que tenemos que suministrar a lo largo de la semana, tan solo tenemos que tener un control. Sigue todos estos consejos:

Consejos para controlar medicación en personas mayores

• Ten siempre a mano una lista con todos los medicamentos: esta lista con toda la medicación, sus correspondientes dosis y frecuencia vendrá bien cuando no sepas qué suministrar.
• Utiliza un organizador de medicinas.
• Conocer los posibles efectos secundarios: esta acción es clave para saber cómo actuar ante una posible complicación.
• Ten una farmacia de referencia: es importante acudir siempre a la misma farmacia a por los medicamentos. Los farmacéuticos siempre te aportarán información específica de los medicamentos y además pueden aportarte alguna sugerencia o consejo.

Si adoptas todos estos consejos y sigues teniendo problemas con el suministro de medicamentos, puedes hablar con el médico. Algunos medicamentos pueden ajustarse y ingerirse en la misma hora. Ten en cuenta que no siempre es compatible, pero puede hacer más fácil controlar la medicación.

¿Por qué hay que controlar la medicación?

Existen varios factores por los que una persona mayor no quiera ingerir su medicación. El principal factor suele ser por miedo a los efectos secundarios. A veces la medicación puede provocar insomnio, cambio de estado de ánimo y dolencias puntuales. Otro factor importante suele ser un despiste o confusión. Muchas personas mayores suelen sufrir problemas de memoria o incluso cognitivos. Pueden encontrarse situaciones en la que no se acuerden o que incluso la hayan tomado y dupliquen la dosis. A veces, el paciente no entiende bien para qué sirve la medicación y puede no ingerirla porque considere que no es importante. Es importante conocer el formato adecuado de medicación, ya que a veces se producen problemas en la ingesta. Este es otro factor principal en el rechazo a la toma de medicamentos.

Si decides adoptar el papel de cuidador, ten en cuenta que hay que conocer cómo administrar la medicación. Ten en cuenta estos tips:

  • No pierda ningún fármaco.
  • Nunca puede ingerir la medicación o dosis de otra persona.
  • Nunca saltarse los horarios.
  • No se puede saltar una dosis de medicamentos.
  • Tira siempre los medicamentos caducados.
  • Guarda la medicación en un lugar seco.
  • Ante la duda, consulte al médico.

En ocasiones, son decenas los fármacos que hay que ingerir a lo largo de la semana. Estos los podemos encontrar en distintas formas de administración. Como píldoras, solución, jarabe, comprimidos, entre muchos otros. En Ayuda a Domicilio en Burgos contamos con trabajadores cualificados encargados del suministro y seguimiento de la medicación. Siempre que sea recetada por el médico u otro facultativo acreditado. Su bienestar es nuestro principal objetivo. Por ello, somos especialistas en el cuidado de personas mayores en Burgos.

Ayudas a la dependencia en Castilla y León

Ayudas a la dependencia en Castilla y León

El 14 de enero y el 15 de Junio del 2021 se publican una serie de modificaciones de la Orden FAM/6/2018 de 11 de enero, por la que se regulan las prestaciones del Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia en Castilla y León. Desde Ayuda Domicilio Burgos te explicamos todo lo que tienes que saber para estar al día en ayudas a la dependencia.

¿Qué grados de dependencia existen?

Para determinar el grado de dependencia se realiza una valoración al solicitante de la ayuda, dando como resultado tres niveles distintos:

  • Grado I: necesita apoyo al menos una vez al día para realizar actividades básicas o tiene necesidades de apoyo intermitente.

  • Grado II: necesita ayuda para realizar varias actividades básicas dos o tres veces al día.

  • Grado III: necesita ayuda varias veces al día o por su pérdida total de autonomía física, mental, intelectual o sensorial, necesita el apoyo indispensable y continuo de otra persona.

¿Qué tipo de ayudas a la dependencia puedo solicitar?

  • Servicio de atención para favorecer la autonomía personal y/o atender las necesidades de las personas con dificultades para realizar las actividades básicas de la vida diaria.

  • Prestación económica, existen diferentes prestaciones dependiendo de su fin:

    • Financiar el coste de un servicio de un centro o entidad privada cuando no sea posible el acceso a un servicio público o concertado (PEVS).

    • Financiar el contrato de una asistencia personal, que facilite el acceso tanto a la educación o al trabajo, como a una vida más autónoma (PEAP).

    • Contribuir a los gastos derivados de la atención a la persona en situación de dependencia en su domicilio (PECEF).

¿En qué plazo se hace efectiva mi prestación?

La Ley 39/2006, de 14 de diciembre predice el reconocimiento de las prestaciones en un plazo de seis meses. Castilla y León ahora reduce este plazo a dos meses para las solicitudes de valoración inicial o de revisión de grado presentadas a partir del 1 de julio de 2021.

¿Cuántas horas incluye el servicio de atención?

Otra de las novedades que trae la última modificación de la Orden por parte de Castilla y León es la ampliación de las horas o la intensidad del servicio de ayuda a domicilio.

Para una dependencia moderada o de Grado I, que hasta ahora cubría 20 horas mensuales, se aumenta a 15-29 horas mensuales.

Para el Grado II pasan de 21-45 horas a 30-54 horas mensuales.

En casos de gran dependencia o Grado III los intervalos de intensidad incrementan de 46-70 horas mensuales a 55-90 horas mensuales.

¿Cuáles son las cuantías de las prestaciones económicas de dependencia?

Con las modificaciones de ayudas a la dependencia también se amplían las cuantías máximas para los tres tipos de prestaciones económicas.

  • Prestación Económica Vinculada a Servicios (PEVS) y Prestación Económica de Asistencia Personal (PEAP)

En el caso de estas dos prestaciones se aumenta la cuantía máxima de un 20% superior a la estatal a un 30% para los grados de dependencia I y III, pasando de un 75% a un 80% superior a la estatal en los casos de dependencia grado II.

CUANTÍA MÁXIMA ESTATAL

CASTILLA Y LEÓN 2020

CASTILLA Y LEÓN 2021

Grado I

300,00 €

360,00 €

390,00 €

Grado II

426,12 €

745,71 €

767,02 €

Grado III

715,07 €

858,08 €

929,59 €

  • Prestación Económica de Cuidados en el Entorno Familiar (PECEF)

Para este tipo de prestación las cuantías aumentan un 5% sobre la máxima estatal. En el caso de las personas que no reciben el máximo también se incrementa, como mínimo, ese 5%.

CUANTÍA MÁXIMA ESTATAL

CASTILLA Y LEÓN 2020

CASTILLA Y LEÓN 2021

Grado I

153,00 €

153,00 €

160,65 €

Grado II

268,79 €

268,79 €

282,23 €

Grado III

387,64 €

387,64 €

407,02 €

Si tienes cualquier otra duda desde Ayuda Domicilio Burgos estaremos encantados de ayudarte.

¿Qué es una silla salvaescalera?

¿Qué es una silla salvaescalera?

Una silla salvaescalera es un sistema elevador que nos permite subir o bajar escaleras. Este sistema destinado a personas de edad avanzada o con problemas de movilidad, mediante una guía, permite desplazarnos a través de una silla mecanizada. Las sillas salvaescaleras son aptas para viviendas, bloques de vivienda, espacios públicos… Asimismo, solo pueden transportar a una persona durante el trayecto.

Elementos de una silla salvaescalera

Una silla salvaescalera cuenta con una serie de componentes importantes para su correcto funcionamiento:

  • Silla: tenemos diferentes modelos y tamaños. Son adaptables a todo tipo de usuarios.
  • Carril o guía: sirve para guiar el recorrido de la silla. Se fabrica a medida para que sea totalmente adaptada a la escalera.
  • Carril retráctil: si la vivienda cuenta con poco espacio al final de la escalera se realiza una instalación retráctil.
  • Motor: impulsa la silla para que realice su recorrido. Se encuentra situada en la parte inferior.
  • Controlador de velocidad: asegura que la silla cumpla con la velocidad deseada por el usuario.
  • Mandos: pueden ser a distancia o instalarse en la pared.
  • Llave de bloqueo: llave de accionamiento situada en el brazo de la silla.

Características de las sillas salvaescaleras

Existen sillas salvaescaleras de uno o dos raíles. Las dos opciones son igual de seguras y fiables. Estas son las principales características:

  • Pueden ser instaladas tanto en interior como en exterior.
  • Pueden instalarse en uno o varios tramos de escalera. Estos pueden ser rectos o curvos.
  • Cuentan con un funcionamiento muy intuitivo y fácil. Es el usuario el que decide en todo momento cuándo subir o bajar.
  • Ocupa muy poco espacio al ser plegable.
  • Presenta una estética y diseño muy cuidados.
  • Fácil instalación, no es necesario realizar obras para adecuarla a la superficie.

Las sillas salvaescaleras otorgan libertad y comodidad a las personas que tengan problemas de movilidad reducida. Podrán desplazarse por el interior de la vivienda o inmueble, e incluso para acceder a edificios. En Ayudas a domicilio en Burgos tenemos un amplio catálogo de modelos adaptables a cualquier necesidad.

Diferencias entre silla salvaescalera y plataforma

La principal diferencia reside en el uso de silla de ruedas. Por un lado, la silla salvaescalera se desplaza a través de una guía instalada en la pared o suelo. Esta guía va incorporada a la silla. Una persona mayor o con problemas de movilidad reducida puede estar sentada y subir o bajar escaleras pulsando un botón. Por otro lado, la plataforma salvaescalera es un elevador destinado para las personas que usen silla de ruedas. Para utilizar la plataforma, tan solo tendrá que colocarse encima de esta con su propia silla.

Nuestras sillas salvaescaleras cuentan con su propio arnés o cinturón, garantizando que todos los traslados sean seguros para el usuario. Desde Ayudas a Domicilio en Burgos sabemos que la calidad de vida es clave para nuestro bienestar. Esta ayuda estaba solo diseñada para las personas de movilidad reducida, pero con los años se ha convertido en una necesidad general. Las sillas salvaescaleras son muy habituales en los espacios con escaleras para que todo el mundo pueda acceder sin que influya sus capacidades.

Las sillas salvaescaleras pueden ser instaladas en la gran mayoría de escaleras. Independientemente de si son cortas, largas, estrechas, anchas… El funcionamiento de nuestras sillas es sencillo y sobretodo muy intuitivo. Asimismo, tienen paradas y arranques muy suaves y progresivos. Funciona a una velocidad que no supone ningún riesgo, garantizando así un uso totalmente homologado.

Cualquier persona, puede utilizar una silla salvaescalera sin importar la edad o limitaciones físicas. Cada año aumenta la solicitud de instalación de sillas salvaescaleras. Debido a su fácil instalación junto a su fácil uso, es el perfecto aliado para subir o bajar escaleras sin dificultad.

La importancia de la escucha activa en personas mayores

La importancia de la escucha activa en personas mayores

Las personas mayores, independientemente de su situación, necesitan ser atendidos de una forma plena. Es decir, necesitan una atención médica especializada, atención social, cuidados muy específicos, tiempo libre… Se ha demostrado que hay un aspecto muy determinante en la calidad de vida de nuestros mayores, la escucha activa. Esta escucha puede producirse por los familiares, cuidadores o cualquier relación con la sociedad.

¿Qué es la escucha activa en personas mayores?

La escucha activa es un elemento fundamental para poder tener una comunicación eficaz. Juega un papel crucial en la relación que puede mantener una persona mayor con sus familiares o cuidadores. Tenemos que prestar atención a todas las palabras, al tono, velocidad de habla, los silencios y el lenguaje no verbal.

La clave de la escucha activa reside en fortalecer la relación social con nuestros mayores. Esto se logra gracias a la escucha y una comunicación eficiente. Las claves para lograr una buena comunicación son muchas. Pero podemos resumirlas en saber escuchar de una forma activa, mejorar situaciones concretas poco a poco y reflejar que les comprendemos.

¿Cómo realizar una escucha activa en personas mayores?

Lo primero de todo para realizar una correcta escucha activa tenemos que tener la mente despejada y concentrarnos. Es muy importante estar atentos con quien mantenemos una conversación. Hay que escuchar hasta el final, nunca debemos de sacar conclusiones antes de opinar o ayudar. Durante la escucha activa es muy importante no interrumpir. Puede ser que la otra persona necesite tiempo para encontrar las palabras adecuadas y le cueste comunicarse. No podemos nunca juzgar ni mucho menos descalificar dando nuestra opinión.

La clave de la escucha activa es identificar las emociones. Es importante encontrarlas y saber exponerlas. Por último, no podemos dejar de lado la comunicación no verbal, como por ejemplo el tono de voz, gestos…

Ventajas de la escucha activa en personas mayores

La escucha activa tiene ventajas tanto para los familiares como para la persona mayor. Estas son:

  • Comunicar cuando estemos de acuerdo.
  • Creación de un entorno de confianza y cercanía.
  • Reducción destacable de conflictos.
  • Tomamos mejores decisiones.
  • Reducimos la tensión y diferencias.

Toda persona mayor tiene sus necesidades, la gran mayoría de ellas las vamos a identificar a través de la escucha activa. La escucha activa es mucho más que oír. Significa una comprensión especial con nuestros mayores, ya que en muchas ocasiones son más importantes las palabras que los sentimientos. Además, la escucha actica conlleva a un respeto y ayuda únicos. La escucha activa resuelve malos entendidos y une más a los familiares e incluso con el cuidador. Sin duda alguna, lo más importante es la escucha activa.

Cuando tengamos perfeccionada la escucha activa, esta nos ayudará a detectar problemas muy rápido. Al igual que podemos reducir problemas de productividad cuando sepamos identificar rutinas o costumbres. Nos aporta beneficios para lograr tareas del día a día, haciendo que sean más creativas e innovadoras.

Con la escucha activa comprendemos a los mayores, ya que hablamos de apoyo, sentimientos y respeto. Cuando las personas mayores se sienten escuchadas, se sientes valoradas por su círculo. Llegando a crear un vínculo especial que las ayudará a contar sus problemas a la hora de desahogarse y buscar consuelo. Desde Ayudas a domicilio Burgos, sabemos lo importante que es un buen acompañamiento a nuestros mayores. Combatimos la soledad de la tercera edad y estimulamos su salud emocional. Nuestro personal cualificado presta un servicio social a toda la comunidad. Además, proporciona una tranquilidad necesaria a los familiares que no pueden dedicarle tiempo a sus mayores. No dudes en ponerte en contacto con nuestros especialistas.

¿Qué es la terapia ocupacional?

¿Qué es la terapia ocupacional?

Para las personas mayores o jóvenes que hayan sufrido un accidente o tengan patologías que restrinja su movilidad, las actividades de vida diaria son claves para su recuperación.

¿En qué consiste la terapia ocupacional?

La terapia ocupacional es clave para adaptar las actividades diarias a la autonomía de cada persona. Para las personas mayores juega un papel clave, ya que son fundamentales para su salud y el día a día.

Con la terapia ocupacional podemos abordar el envejecimiento de las personas mayores desde su actividad y bienestar general. Los beneficios de la terapia ocupacional residen en afrontar los problemas psicológicos y físicos que pueden tener las personas mayores. Pero sus beneficios también se atribuyen a jóvenes y personas dependientes.

Gracias a la terapia ocupacional podemos incrementar la independencia funcional, prevenir la incapacidad y adaptarnos a entornos y tareas. Asimismo, alcanzaremos una mayor independencia y aumentaremos la calidad de vida. Desde Ayudas a Domicilio en Burgos, cuando trabajamos la terapia ocupacional, evaluamos los aspectos psíquicos y físicos del paciente. Nuestros profesionales consiguen así mejores beneficios en el paciente.

¿Cómo se trabaja la terapia ocupacional?

Una vez que se detecte las necesidades del paciente, se trabaja de forma individual todas sus capacidades. Así se trabaja la pérdida, mejora y mantenimiento de la autonomía funcional. Podemos trabajar la terapia ocupacional de la siguiente forma:

  • Realización de ejercicios de mejora de las articulaciones para que no sufran sobrecargas.
  • Asesoramiento sobre el uso de ayudas técnicas como andadores, sillas de ruedas, prótesis, audífonos…
  • Entrenar las labores de aseo diarias. Cuidar la higiene y la propia imagen es clave.
  • Adaptar el entorno a sus necesidades.
  • Trabajar la realización de transferencias. Como, por ejemplo, levantarse de la cama o sentarnos.

Aparte de todas estas labores, la terapia ocupacional se puede trabajar de muchas más formas, dependerá del paciente y sus necesidades.

Ventajas de la terapia ocupacional en las personas mayores

Respecto a la terapia ocupacional especializada en personas mayores, sus beneficios repercuten principalmente en patologías asociadas al envejecimiento y el deterioro mental y físico. Podemos destacar las siguientes ventajas de la terapia ocupacional:

  • Mejora de la visión: muchas personas adultas sufren de pérdida de la capacidad visual. Si realizamos unos buenos ejercicios de percepción podemos estimular las competencias de los ojos y la parte del cerebro vinculada al campo visual. Habrá pacientes que tengan sufran de una perdida de visión irreversible. La terapia ocupacional es ideal para fomentar una pronta recuperación tras una intervención quirúrgica.
  • Promueve la mejora de la memoria: fomentar la estimulación sensorial y cognitiva es clave en la terapia ocupacional. Podemos encontrar ejercicios que estimulen la función cerebral, mejorara la memoria y mantener activo el cerebro.
  • Calmar dolores crónicos: las personas mayores, el dolor se puede llegar a percibir con mayor intensidad. Son problemas de la edad que no tienen que estar asociados a problemas graves. Estos dolores suelen afectar a huesos y articulaciones. Gracias a la terapia ocupacional podemos adaptar las actividades diarias a este tipo de dolores. Realizaremos menos esfuerzos y seguiremos estando en forma.
  • Favorece el movimiento: gracias a la terapia ocupacional podemos añadir a nuestro día a día movimientos adaptativos. Se puede incorporar movimientos que ayuden a las personas a desenvolverse en sus actividades diarias. Se trabaja a nivel articular y muscular, pero también aprendemos a utilizar productos como sillas de ruedas, andadores, prótesis…
  • Retrasar la artritis: la terapia ocupacional ayuda a encontrar posiciones cómodas para la rutina diaria. Asimismo, cuando llevamos acabo correctas posiciones frenamos el avance de la artritis.

En resumen, la terapia ocupacional garantiza grandes beneficios para las personas mayores. Son un gran avance en el envejecimiento activo y mejora de calidad de sus pacientes.